viernes, 9 de noviembre de 2012

ALY PÉREZ: Presencia y ausencia de un poeta

Aly Pérez, poeta, artista plástico y conferencista de reconocida trayectoria nacional e internacional. Nació en Villa de Cura, Municipio Zamora del estado Aragua, el 23 de agosto de 1955. Hasta la fecha de su fallecimiento, 30 de enero de 2005, fue miembro del Departamento de Cultura de la Universidad de Carabobo, núcleo Aragua. De una larga trayectoria en el ámbito artístico-cultural, participó en la creación de grupos culturales como “Gente Común” y  “Movimiento Cultural Zamora”, de Villa de Cura. Formó parte del Comité de redacción de las revistas:    Palestra e Hipocampo del municipio Zamora y de la revista El Toro Constelado de la ciudad de Maracay, publicada por la Secretaría de Cultura de Aragua. 
Adicionalmente, fue colaborador de la revista literaria Códice de la Coordinación de Cultura de la Universidad de Carabobo, núcleo Aragua (2001), donde además dirigió el Taller de Poesía de la mencionada Casa de estudios. En este mismo campo, fue asiduo colaborador de la revista Expresión de Villa de Cura.                            
Durante los años 1990-1991, fue integrante del Taller Literario de Villa de Cura.
Publicó los poemarios: Pasión según la casa (1993) y Nochevieja (2003). También aparece en Lapidario (1991): Poesía de Aragua (1997) y el diccionario abreviado de escritores venezolanos (1900-2003), publicado por el CONAC bajo el título: Quienes escriben en Venezuela. Obra post-mortem: Sagrado límite del silencio, publicado por editorial El Perro y la Rana (2012).
Obtuvo los siguientes reconocimientos: Premio de Poesía Jesús Bandres (1995) del municipio Juan Germán Roscio del estado Guárico con la obra Salmos de vigilia (poemas); Premio Bienal de Poesía Augusto Padrón (2002) de la Alcaldía de Girardot, Maracay.
Aly Pérez, poeta villacurano.
Aly Pérez (Foto tomada de la revista Expresión).

Aly Pérez nos deja presencia espiritual en sus poemas impregnados de la visión contemplativa del paisaje interior, el canto de la imagen, la memoria de la aldea y el amor por la provincia aragüeña, con una voz interior sólida que lo convirtió en un poeta de reconocida calidad literaria. 

Texto: Argenis Díaz.

CARTA A OFELIA


Te escribo desde esta casa
encendida en blanco tropical
templo del viento
con su piel de tigre
oteando el rojo de los bucares

Llena de vino y lecturas
donde el agua de tu piel
hace que una medialuna
permanezca en tu espalda
como joya arisca

Y baje línea a  línea
con crujido de hojarasca
por los claros resplandores
de tus vértebras

Susurrándote al oído
Ofelia:
aquí en la Villa de San Luis Rey de Cura
es otoño de abril



Aly Pérez

De: Poemas, 2001.







No hay comentarios.: